jueves, 30 de abril de 2009

Miscelánea de fotos 7

Bueno, aquí vamos con una nueva edición de la Miscelánea de fotos...

Ante el abierto desagrado general por Windows Vista, Microsoft decidió regresar a su versión anterior Windows XP, pero mejorada...

Windows XP Fenix Team

Sólo las de crédito y las de Devito, nada más...

Devito

Jajaja, ésta me la volé de un forward, igual vale la pena jaja...

Reputo

Jo jó, si no te alcanza el espacio, pues quítale una letra, igual se entiende...

Goditas

Jajajajajaja, este es uno de los mejores. Me pregunto quién le escribirá a Tom jajajaja, no puedo parar de reír...

Do not write to Tom

Hamburguerzo es el director de obras públicas de Querétaro...

Hamburguerzo

Y esta es otra de mis favoritas jajaja, es una de las mayores jaladas que he leído en mi vida...

Cristo me dijo que me hiciera la lipo

Fue todo chavos, hasta luego!

miércoles, 29 de abril de 2009

Purgatorio - Película

Bueno, mencionando nada más de paso lo asqueado que estoy de lo exagerado que ha resultado esto de la influenza, paso a hablarles de Purgatorio. Ésta es una cinta mexicana independiente que ya es selección oficial para los más importantes festivales de cine del mundo, y que se tenía planeado su estreno comercial para este 8 de mayo, lo cual ha quedado pendiente gracias al "swine flu".

Purgatorio está basada en tres cuentos del, desde mi punto de vista, mejor escritor mexicano: Juan Rulfo. Dichos cuentos son Pedazo de noche, Cleotilde y Paso del norte, este último incluido en su cuentario El llano en llamas.


"Dicha obra nos muestra un retrato del México de los 50’s cuando el país entra en la modernidad: "Paso del Norte", donde Bonfilio, un hombre de campo que vive en la miseria decide emigrar al norte en busca de fortuna, "Pedazo de Noche" que cuenta la vida de Lucía, una prostituta de la calle que ve pasar su historia como un parpadeo antes de su muerte y la tercera pieza es "Cleotilde" que nos mete a la vida de Don Julio, un viejo hacendado obsesionado por la muerte de su tía y la de su joven esposa Cleotilde, a quien ama más allá de la muerte." Dice el comunicado de prensa.


Aquí les dejo el trailer de la película y el link al sitio oficial para más información.

Purgatorio - Sitio oficial
video

lunes, 20 de abril de 2009

El arte y los espacios públicos

Edificio Lotería Nacional intervenido
El arte llevado a los espacios públicos no es raro, incluso es a veces imperceptible. Podemos ver en la mayoría de las ciudades expresiones artísticas de distintos tipos, siendo los más comunes la arquitectura y la escultura, pero se puede llegar a encontrar incluso pintura o literatura. Y por supuesto que esto es intervención artística: forma parte de la vida diaria, pasamos todos los días junto a todos estos monumentos que llegan a simbolizar una ciudad o incluso un país, lo que significaría que el arte puede llegar a formar parte de nuestra identidad vinculada a los sitios en que nos desenvolvemos.

Actualmente uno de los mayores exponentes en masificación del arte es la publicidad. Vemos que muchas empresas de mercadotecnia se han dedicado a realizar verdaderas campañas artísticas para la promoción de productos, y como publicidad, está situada en los puntos públicos más visibles. Es precisamente éste el punto de situar el arte en los espacios públicos: que sea visto por la mayor cantidad de gente posible. La razón por la que se deseara que mucha gente viera este arte es para propagar una idea. Y es precisamente aquí donde radica el problema: ¿Cuáles son las ideas que tienen derecho de situarse al alcance de todo el público por medio del arte? ¿Cualquier ideología es adecuada para ser masificada?

Y luego viene la unión arte-política. Está el hecho ya mencionado de si es válido propagar cualquier ideología política por medio del arte, pero además, ¿le será permitida la propagación a ideologías políticas contrarias a la ideología situada en el poder? ¿El arte en sitios públicos será respetado en caso de que represente a solamente la ideología de una minoría? La intervención artística es problema cuando daña de alguna manera la sensibilidad del público al que está expuesto.

¿Ha habido eventos que logren la vinculación pacífica y efectiva entre el arte político y su intervención en espacios públicos? Tenemos el caso en México de la corriente muralista de liderada por Diego Rivera y David Alfaro Siqueiros, entre otros. El arte llevado a las calles tenía la intención de educar a las masas y tuvo un impacto positivo. Sin embargo, no hay que olvidar que la ideología política de los muralistas no estaba muy alejada de la del gobierno mexicano de esa época. Sin embargo, es precisamente esa la manera de lograr una efectividad en las intervenciones artístico-políticas: Que la gente se sienta identificada con el arte, y que las ideas propuestas tengan una justificación coherente para las personas de manera que, en caso de que haya un choque cultural o ideológico, pueda ser aceptado y analizado por ellas.




Respuesta a la discución Arte y espacios públicos.


UPDATE: Para ver una versión actualizada, ampliada y mejorada de este artículo, visitar esta liga: Espacios públicos en la Revista Dime.

jueves, 16 de abril de 2009

Algunas de Platón

Uno de los filósofos más influyentes de la Historia reflexiona así:

El pedante...

Querefón.- ¿Qué le preguntaré?
Sócrates.- Lo que él es.
Querefón.- ¿Qué quieres decir?
Sócrates.- Por ejemplo: si su oficio consistiera en hacer zapatos, te respondería que es zapatero; ¿comprendes mi pensamiento?
Bromance...
Sócrates.- Muy bien, querido mío; continúa como has comenzado, y estate alerta, no sea que la vergüenza se apodere de ti. Y también es precioso, por mi
parte, que no me ruborice. [...]
Callicles.- ¡Qué absurdos dices, Sócrates, y qué hablador eres!
Sócrates.- Pues así impuse silencio e hice ruborizar a Polo y a Gorgias. Tú, a fe que no hay miedo de que te acobardes ni te ruborices, porque eres demasiado valiente; [...]
¿...?
Sócrates.- ¿Bastará que experimente sólo comezón en la cabeza? ¿O es preciso que la sienta en alguna otra parte?
Nihilismo...
Sócrates.- Cuando Pericles comenzó a hablar en público, ¿los atenienses eran más malos que cuando les arengó la última vez?
Callicles.- Quizá.
Sócrates.- No hay que decir quizá, amigo mío; esto es consecuencia necesaria de las
premisas admitidas, si es cierto que Pericles fue un buen ciudadano.
Callicles.- ¡Y bien! ¿Qué significa eso?
Sócrates.- Nada. [...]




Diálogo Gorgias o De la retórica.

martes, 14 de abril de 2009

Identidad por propiedad

Hace algún tiempo me di cuenta que siempre he considerado las cosas de mi uso personal como únicamente mías, es decir, sin la posibilidad de que alguien más en el mundo, sea quien sea, pueda usarlas. Esto me pasa sobre todo con la ropa o accesorios que utilizo. No presumo de un estilo propio porque no lo tengo, pero trato de que la ropa que uso sea fácilmente identificable como mía, al igual que cualquier cadena o pulsera que llegue a usar. Tolero el hecho de que mi hermano use de vez en cuando mi ropa únicamente porque yo uso de vez en cuando la suya (y sólo la que se ajusta al tipo de ropa que normalmente uso), pero aún así queda esa sensación de inconformidad por el hecho de que él sí use cualquier prenda mía.

Algo similar pasó la semana pasada cuando por accidente mis padres perdieron una cadena que acababa de adquirir hace un tiempo. Era una cadena de poco valor pero que a mí me gustaba mucho, que era poco común, pero sobre todo, que la cruz que colgaba de ella tenía un significado muy grande para mí, más que sentimental o ideológico, era de pertenencia. El hecho de pensar que alguien la haya encontrado, y sobre todo, la esté usando en este momento, me incomoda muchísimo.

Considero mis cosas como extensiones de mi persona, son parte de mi. También por eso me es difícil desprenderme de cualquiera de ellas. Por ejemplo, que alguien me pida que le regale un objeto mío, aunque de verdad quiera dárselo, me cuesta mucho trabajo desprenderme de él. Y es que veo a gente que se desprende tan fácil de sus cosas para dárselas a alguien más porque quiere que ese alguien las tenga; yo no puedo hacer eso. Estoy seguro de que no es taquañería o envidia, ya que puedo incluso comprar con mi dinero un objeto igual para regalarlo, pero no soy capaz de dar el objeto que ya he usado, el mío.

Es... simplemente es.. eso...